Header Ads

Dos científicos estadounidenses confirman que "el alma no muere, sino regresa al universo"






Dos científicos de renombre, el estadounidense Dr. Stuart Hamerroff y el físico británico Sir Roger Penrose desarrollaron una teoría cuántica de la conciencia,  que busca probar la existencia del alma y que ésta, al morir el humano, regresa al universo.

Su teoría establece que las almas se contienen en estructuras cerebrales llamadas microtúbulos, localizadas en las células.

Ambos científicos han estado trabajando en la teoría desde 1996. Ellos argumentan que nuestra conciencia es el resultado de los efectos de la gravedad cuántica de los microtúbulos, y que en una experiencia cercana a la muerte éstos pierden su estado cuántico pero no pierden su información, la cual simplemente se disipa y distribuye por el cosmos.

“Si el paciente es resucitado, esta información cuántica puede volver a los microtúbulos y el paciente dice que tuvo una experiencia cercana a la muerte”, indica el Dr Hamerroff. Si el paciente muere sería posible que esta información cuántica exista fuera del cuerpo indefinidamente, como un alma”, continúa.

El Dr. Hameroff explica la teoría ampliamente en un documental llamado “A través del agujero de gusano”.

Según la perspectiva de estos científicos, las nuevas ideas de la física cuántica en su relación con los procesos biológicos confirman teoría.



Escrito por: Alexander Garín Rojas