Header Ads

Apenas pudo terminar la preparatoria y se convirtió en gobernador de Nayarit, gana 116 mil pesos al mes




Ciudad de México.- La tirada en esta México tan desigual no es estudiar y obtener grados académicos. No. Estudiar ya no deja: lo de hoy es ser emprendedor, narco o político.

Roberto Sandoval, el gobernador de Nayarit, es el más ignorante –quizá- de los que existen en el mundo. Ni siquiera tiene un título de Licenciatura pero gana 116 mil 702 pesos mensuales.

Estudió la Ingeniería de Agronomía pero la dejó trunca y según el portal de Transparencia de Nayarit, se señala que posee un único diplomado en Formación Parlamentaria y Política por la Universidad Autónoma de Nayarit (UAN).

¿Y saben de qué partido es? Priista, por supuesto. Tenía que tener el sello de incompetencia de la casa.

Sandoval dejará el próximo 19 de septiembre su cargo para dejárselo al gobernador electo, Antonio Echavarría. 

¿Y es honesto? Por supuesto que no. El mandatario tiene un historial de haber amasado una fortuna de forma inexplicable. 

En apenas 8 años salió de la miseria y se convirtió en un hombre poderoso rodeándose de malas compañías. En su juventud migró a Estados Unidos para trabajar como barrendero. En el 2005 pasó de ser director del Rastro Municipal de Tepic a buscar una diputación local que ganó. En 2011 ya presumía un rancho de 17 hectáreas ubicado en Aután, Municipio de San Blas.

El gobernador ha sido señalado de recibir un porcentaje por las obras de pavimentación que se realizaban en el estado. También tenía prestanombres para concretar desvíos en otras obras públicas. 

Una joyita. 

El gobernador Sandoval deja al Estado con una inmanejable deuda por más de 20 mil millones de pesos y no rendirá cuentas a nadie.

¿Dónde está Enrique Ochoa Reza, presidente del PRI, para pedir fin a la corrupción? ¿Y el presidente? 





Escrito por: Diego Velázquez R.