Header Ads

De sirvienta a diputada por el PAN y ahora presa por nexos con el narco


Ciudad de México.- Cayó la llamada ‘Chapo Diputada’, Lucero Guadalupe Sánchez, a quien Joaquín Guzmán Loera le habría ayudado a alzarse como legisladora. ¿Pero sabes, de donde viene esta historia?

Guadalupe Sánchez comenzó a ganar dinero como gerente de ventas en la empresa Bienes Raíces Enigma, en su natal Culiacán Sinaloa. De pronto, la vida le cambió: dejó de partirse la espalda de sol a sol por unos pocos pesos y a sus 24 años se convirtió en la diputada más joven en el Congreso de Sinaloa.

Fue postulada por los partidos Acción Nacional (PAN) con la coalición PRD, PT y el Partido Sinaloense; una cosa la caracterizó en su ciclo como diputada: se una completa ausencia en las sesiones.

También las malas lenguas apuntaron a que la diputada por el Distrito 16 de Cosalá conoció al ‘Chapo’ y que incluso sostenían una relación sentimental. Incluso el semanario Proceso indica que el narcotraficante sería el padre de dos de sus hijos. Según versan varias fuentes cercanas a la diputada, ella conoció a Joaquín Guzmán cuando comenzó a trabajar como encargada del aseo en su domicilio.


Pero la historia de Lucero Guadalupe también tiene sangre y muerte. Su exmarido Rubén Chávez Cháidez fue acribillado a tiros por tres hombres cuando salía de su casa; apenas hace un mes había sido nombrada diputada en el Congreso Estatal de Sinaloa. En enero de 2014 una de sus hermanas, María Carolina, fue asesinada a puñaladas en el patio de su casa. 

De sirvienta, pasó a cobijada del Chapo y luego a Diputada Federal. Negociazo.

El 31 de diciembre de 2014 la ‘Chapo Diputada’ visitó a Guzmán Loera en la cárcel del Altiplano. En las instalaciones presentó una IFE y acta de nacimiento falsas a nombre de Devany Vianey Villatoro Pérez lo cual constituye un delito federal. Por esta razón es que fue detenida en Estados Unidos por el cargo de conspiración. Se le mantiene bajo custodia y a la espera de lo que dicten autoridades.




Escrito por: Diego Velázquez R.