Header Ads

El diputado oaxaqueño que prefirió darse un balazo en el congreso por la traición de su partido el PRI



 

Hace 74 años, un diputado oaxaqueño se rebeló contra su partido suicidándose debido a la traición que éste le hizo por avaricia.
Fue el 8 de agosto de 1943. El diputado Jorge Meixueiro se mató con un revólver Colt calibre 38, tras inconformarse por el fraude electoral que su mismo partido político, el PNR -anterior nombre del PRI-organizó contra él.
Los periódicos del momento enaltecieron su acto como algo heroico y en aras de la democracia y el honor. La sangre salpicó los rostros de los usurpadores. El tabloide “Oaxaca Nuevo” pidió a la población no olvidar su gesto y evitar que fuera en vano: que su ejemplo sirviera para regenerar la política nacional.
Otros periódicos lo consideraron un ciudadano ejemplar, que abogó por el bien de los campesinos. En su discurso previo a su muerte el político se dijo decepcionado de que un desconocido de los habitantes de la sierra los representara, alguien que no conocía como él sus preocupaciones.
El acto se consideró insólito en el mundo. Nunca antes un diputado se había quitado la vida defendiendo la democracia.
Sin embargo, la orden del despojo electoral había venido de los altos mandos del partido. El presidente de la república, Manuel Ávila Camacho, puso por dedazo al candidato independiente, llamado Leopoldo Gatica Neri, quien ni siquiera era conocido del electorado.
Algunos recuerdan hoy todavía este suceso lo más eminente de la crónica política del estado.




Escrito por: Alexander Garín Rojas