Header Ads

La triste historia detrás de la jovencita de 15 años que mató a su chambelán



Cadereyta de Montes, QUERÉTARO.- Querétaro apenas se reponía de la conmoción que generó el homicidio de dos niños a manos de su madre en San Juan del Río, cuando se conoció un nuevo caso que estremeció al poblado de Cadereyta de Montes, ubicado en el semidesierto de Querétaro.


La semana pasada comenzó a circular en redes la fotografía de Stalin, quien dijo a su mamá que saldría con sus amigos como lo hacía habitualmente, con la diferencia de que nunca regresó a casa. Su familia lo estuvo buscando en los lugares que frecuentaba y con amigos sin obtener éxito, optando por subir su imagen a las redes sociales para ver si alguien lograba dar alguna información de su paradero.

Transcurridos un par de días, la familia recibió terrible noticia: Stalin estaba muerto y su cuerpo tirado en un lote baldío de la localidad. Las autoridades acudieron a realizar el levantamiento y la Fiscalía del estado fue recopilando información que conduciría la investigación a una verdad impensada.

La asesina de Stalin era nada menos que una jovencita de nombre Monserrat, de 15 años recién cumplidos, que había tenido una relación de amistad y algo más con el hoy occiso, pero que se vio quebrada mientras se realizaban los preparativos para la fiesta de XV años de la chica, en la que Stalin sería su chambelán. El conflicto entre ambos adolescentes, cuyo origen solo conocían ellos dos, provocó una separación y que Stalin optara por no participar en la celebración de Monserrat. Ella nunca le perdonó.

Durante semanas, la joven habría pasado su tiempo libre navegando en internet, alimentándose de contenidos violentos que le ‘ayudaron’ a planear la muerte del joven.

Monserrat citó a Stalin para platicar y “arreglar” las diferencias que los habían separado, en un baldío que era utilizado por jóvenes y hasta adultos para ingerir alcohol, drogarse y hasta tener relaciones sexuales. Solo ella sabe cuánto duró la plática y que se dijeron, pero lo que sí se conoce es que la chica apuñaló a Stalin hasta cansarse.

Si bien la Fiscalía no tardó mucho en saber que Monserrat era la autora del crimen, cuando acudieron a su casa para aprehenderla, la chica ya no estaba, pues consciente de lo que había hecho trató de huir.

Finalmente, el día de ayer la Fiscalía la encontró y la detuvo, y la llevará ante la justicia para que se le dicte una sentencia.