Header Ads

Le decomisan caballos pura sangre a la esposa de Javier Duarte, cada una vale 1 millón de pesos




La Fiscalía de Veracruz confiscó dos yeguas pura sangre, de origen holandés, las cuales, según consta en la Federación Mexicana Ecuestre, pertenecen a Karime Macías, esposa del exgobernador Javier Duarte.

‘Troya’ y ‘Behyacinte’ son los nombres de los animales que cuestan entre un millón y un millón y medio de pesos cada uno, según entrenadores de caballos y la empresa VDL, que los vende.
De acuerdo con una publicación de Noticieros Televisa, los caballos actualmente se encuentran en el Club Hípico Briones, asegurado por la Fiscalía estatal. El lugar cuenta con una extensión de 2 hectáreas y que se encuentra ubicado en el municipio de Coatepec, en una zona boscosa de alta plusvalía a la cual se llega por un camino de terracería, y que fue remodelado presuntamente con recursos públicos. En él se daban clases de equitación a las cuales asistían Karime Macías y sus hijos.

Originalmente las caballerizas eran de lámina, pero cuando Karime Macías empezó asistir mandó hacer algunos cambios. Se construyeron galeras de concreto, con techo de teja. Al baño le hizo un lavabo de mármol.


“Vino un temporal muy fuerte, en la madrugada, y nos destrozó la lámina, para la parte de atrás estaba el goteadero. Ella vino a montar. No le gustó porque estaba el goteadero, porque se iba a gotear su caballo y mando a hacer el techo de las galeras”, dijo un empleado del lugar.
Los dos ejemplares mencionados podrían no ser los únicos que la ex primera dama de Veracruz poseía, pues en el club hay 54 caballos, y sólo 10 han sido reclamados por sus dueños, por lo que se indaga cuántos más pueden ser de Macías.

Hasta el momento, la Fiscalía de Veracruz presume que 4 equinos más son de Karime Macías, registrados a través de otras personas, ‘Apollo’, su caballo favorito, fue retirado de ese club hípico antes de que ella y su esposo terminaran su periodo en la administración pública, narraron empleados del club hípico.

La equitación era uno de los pasatiempos favoritos de la esposa de Javier Duarte. Empleados del lugar aseguran que Macías asistía cada 15 o 20 días y se le daba trato preferencial.
En la cuenta pública del 2015, el Órgano de Fiscalización de Veracruz señaló que la empresa Equs Equitación, que administra el Club Hípico Briones, recibió un pago irregular de un millón 250 mil pesos.
Por su parte, Juan Carlos Arriaga, dueño del club hípico declaró a la Fiscalía de Veracruz que ellos sólo entrenaban a Karime Macías y guardaban sus caballos. Él y su esposa, Dulce Radilla Quiñones, interpusieron un amparo ante el Juzgado Décimo Séptimo de Distrito contra cualquier orden de aprehensión en su contra.