Header Ads

Mientras la SEP pagará 34 millones de renta mensual, niños de Chiapas tienen que pagar 500 pesos para reparar su escuela




Mientras el titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Aurelio Nuño prepara una mudanza a un despacho ubicado en las exclusivas instalaciones Torre Bancomer, ubicadas en avenida Universidad 1200 y cuyo arrendamiento costará cerca de 34 millones de pesos mensuales, miles de padres de familia en Chiapas están siendo obligados a dar una ‘cooperación’ de entre 300 y 500 pesos para la reparación de las escuelas. De lo contrario no se les entregará boletas de calificaciones, denunciaron maestros y padres de familia.
“Ni un kilo de cemento ha puesto el gobierno federal o el estatal para restaurar las escuelas. En muchos casos los menores están asistiendo a las escuelas que se encuentran en las mismas condiciones como las dejó el sismo del 7 de septiembre pasado, de lo contrario perderán el año escolar”.

El fin de semana pasado, el presidente de la Comisión de Educación del Senado, Juan Carlos Romero Hicks, señaló que se solicitaría información precisa sobre el traslado de las oficinas de la Secretaría de Educación Pública (SEP) a un lujoso desarrollo inmobiliario en el sur de la ciudad. Un tema, que dijo, será cuestionado el día de la comparecencia de Nuño, que será el próximo día 31.

Por su parte, un periodista que prefirió mantenerse en el anonimato, dijo:  “en una semana hemos visto manifestarse a más de 10 escuelas, pero no hablo de las que están en otros municipios, me refiero a las que están a unas cuadras del palacio de gobierno estatal, las cuales no tienen ni para cuándo ser reconstruidas.
Lo que han hecho los maestros como medida de protesta, es llevar los pupitres de los niños a zonas céntricas de Tuxtla Gutiérrez y darles clases en medio de la calle, para exhibir el incumplimiento de las autoridades. Y si eso sucede en la capital del estado en zonas de los Altos y de difícil acceso la situación es peor aún. El abandono total”.
Este miércoles, la bancada de PT-Morena en el Senado retomó el tema y demandó que se detenga de inmediato la mudanza de oficinas que ya realiza Aurelio Nuño. Señalando que se tiene conocimiento que el contrato es por cinco años, lo que significaría un monto cercano a 2 mil millones de pesos de renta, “recursos que deben reorientarse a la reconstrucción de las escuelas afectadas por los sismos de septiembre”, se resaltó.

El profesor de nivel secundaria, Juan José Villalobos el ejemplo de la escuela secundaria técnica General Lázaro Cárdenas, que es la más grande del estado, y sufrió daños derivado del sismo, comenta. “Hubo dictámenes de Protección Civil estatal y federal, que indicaron que la escuela tiene un alto riesgo. Sin embargo, a más de un mes del siniestro la escuela sigue en la misma condición sin que se observe que se tenga planeado reconstruir, sigue en la misma condición.
Además, el director de la escuela, el profesor Héctor Aguilar Cruz, promovió el inicio de clases pese a las condiciones en las que se mantiene el plantel educativo. Y aunque fue la decisión de él y la presión de su parte hacia los padres para que enviaran a sus hijos a las instalaciones que no han tenido un mínimo arreglo, les ha hecho firmar una responsiva donde hace responsables a los tutores de los menores de edad de lo que les pueda suceder al enviarlos a las aulas en esas condiciones. Lo cual es totalmente contradictorio”, indica el maestro.
Quien a su vez, señala que los padres han sido obligados por el director a pagar 300 pesos aproximados para reconstruir la escuela, de lo contrario no le serán entregadas sus boletas de calificaciones al final del ciclo escolar. “Cuando esta situación es una responsabilidad exclusiva del gobierno federal y estatal”, puntualiza.