Header Ads

Habrá "borrón y cuenta nueva" a las deudas de usuarios de la CFE: AMLO




Andrés Manuel López Obrador, aspirante presidencial de la coalición Morena-PES-PT, ofreció hacer un “borrón y cuenta nueva” de las deudas de usuarios de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en Tabasco que se han organizado contra el cobro de tarifas excesivas de luz.

En el cierre de su gira de precampaña por ese Estado, en el Municipio de Centro, el morenista dijo que “ese beneficio alcanzará a los ciudadanos que se han sumado al movimiento de resistencia civil pacífica que se opone por la vía judicial a los abusos de la empresa productiva del Estado”.

“Al llegar a la Presidencia, borrón y cuenta nueva en lo que tiene que ver con la resistencia civil pacífica, y va a haber una tarifa preferencial, justa; eso es mejor, una tarifa justa para todos los consumidores en Tabasco”, señaló, lo que hizo que hubiera aplausos de sus simpatizantes.

Cabe señalar que en noviembre de 2015, López Obrador dio inicio a un conjunto de brigadas móviles que recorrieron los municipios a fin de asesorar a los pobladores para que presentaran amparos contra los cobros excesivos de la CFE.

El precandidato de la coalición “Juntos Haremos Historia” dijo que,E de ganar la elección presidencial, se rehabilitarán las plantas hidroeléctricas con el objeto de generar más electricidad a precios accesibles.

“Vamos a producir más energía eléctrica. Se dejó de producir energía en la CFE porque se entregaron contratos a empresas extranjeras, que son las que venden la energía eléctrica a la CFE a precios elevadísimos”, acusó el tabasqueño.

“Se entrega año con año a estas empresas un subsidio de 30 mil millones de pesos; el subsidio no es al consumidor, como han hecho creer, es a las empresas extranjeras que venden la energía eléctrica a la CFE, es un trinquete que hacen arriba los tecnócratas corruptos”.

López Obrador también propuso construir una nueva refinería en el Puerto Dos Bocas, Tabasco, para cubrir el déficit de 600 mil barriles diarios de gasolina que actualmente se importan del extranjero, lo que, paralelamente, permitiría generar miles de empleos para el sureste, desde su construcción hasta su puesta en marcha.

El aspirante presidencial reconoció que “se trata de una rectificación de su plan de refinación de gasolinas, ya que anteriormente había previsto la instalación de dos refinerías medianas, con capacidad de 300 mil barriles cada una, en Dos Bocas y en Atasta, Campeche”.

“Pero todos los ductos de petróleo crudo llegan a Dos Bocas, por ahí es que se está exportando el petróleo crudo, tengo información, 1 millón 200 mil barriles diarios.

Entonces, para aprovechar todas esas instalaciones y no poner instalaciones nuevas para Atasta, estoy pensando en que, a lo mejor, va a ser una sola refinería en Dos Bocas, y ahí vamos a resolver el problema del abasto de las gasolinas”, previó.