Jóvenes mexicanos no les interesa participar en las elecciones tampoco confían en los partidos



Los adolescentes mexicanos no confían en los partidos políticos y un porcentaje mayor a la media internacional, no considera que obedecer la ley sea parte de la definición de buen ciudadano.

Los adolescentes valoran el trabajo duro como un valor cívico y también saben que con él se asegura el bienestar económico de la familia, de acuerdo con el Estudio Internacional de Educación Cívica y Ciudadana (ICCS) 2016, realizado en México por el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), en coordinación con la Asociación Internacional del Logro Educativo.

La encuesta fue aplicada a 94 mil estudiantes de segundo de secundaria, 37 mil docentes y 3 mil 800 directores de 24 países, incluidos 16 de Europa, cinco de América Latina y tres de Asia.

De acuerdo con el estudio, al menos el 38 por ciento de los estudiantes evaluados en México cree que es malo que se permita criticar al gobierno mientras que otro 11 por ciento dice que no es correcto protestar por una ley que se crea injusta. Además, el 5 por ciento cree que no es positivo que todos los grupos étnicos tengan los mismos derechos.

Asimismo, destaca que México está en los últimos lugares respecto al aprendizaje del civismo pues solo obtuvo 467 puntos, frente a una media de 517.

El estudio se realizó con la finalidad de conocer qué tan preparados están los jóvenes para asumir la ciudadanía en el siglo XXI y considera el aprendizaje que alcanzan en ciertos temas como los cívicos, compromiso y actitud hacia factores sociales, etc.

 Los resultados arrojaron que los adolescentes mexicanos son más propensos a realizar protestas que violen las leyes como toma de edificios, pintar muros, o interrumpir el flujo vehicular, pero, también son quienes perciben de forma más clara los problemas globales.

Además, los estudiantes del país sobrepasan la media internacional sobre la preocupación por la pobreza, contaminación, crimen, falta de agua y desempleo. Asimismo, el estudio destacó la solidaridad de los adolescentes y puso como ejemplo su participación luego de los sismos que afectaron al país el año pasado.

 Respecto a temas como la intención de participar en elecciones municipales, delegacionales o federales, no hay avances en México entre la edición pasada del estudio y la actual.




Con información de La Jornada