Damnificados por los sismos en Oaxaca declararon "persona non grata" a la ratera de Rosario Robles




La Coordinadora General de Damnificados del Istmo (CGDI) declaró 'persona non grata' a la secretaria de Desarrollo Territorial y Urbano (Sedatu) de México, Rosario Robles Berlanga. Así lo detalló un comunicado de esta organización de la sociedad civil publicado en su página de Facebook.

Los integrantes de la CGDI expresaron en la misiva su más sentido pésame a los deudos de las víctimas del accidente aéreo ocurrido en Jamiltepec, en el estado de Oaxaca, y exigieron "una investigación a fondo para deslindar responsabilidades, así como atención a los familiares de las víctimas".

Entre las principales exigencias de los desprotegidos por los movimientos telúricos del 7, 19 y 23 de septiembre del año pasado, se encuentran la "comparecencia del gobernador y del secretario de Finanzas [de dicha entidad], para que expliquen el subejercicio de 6.000 millones de pesos (más de 320 millones de dólares)".

De acuerdo con la CGDI, estos recursos fueron devueltos "de manera absurda a la Federación y son necesarios para la reconstrucción" de viviendas de los "más de 20.000 damnificados".

Los ciudadanos advirtieron sobre el inadecuado uso de esos fondos: "no vamos a permitir que el dinero de Oaxaca o los recursos que hayan sido etiquetados para apoyar a quienes lo perdieron todo, vayan a parar a las campañas electorales, como a todas luces se pretende".

Y agregaron: "La CGDI se manifestará hasta lograr que los damnificados sean atendidos. Se acabaron las visitas a modo en nuestra región".

Por todo ello, la organización declara: "responsabilizamos al gobernador del Estado [Alejandro Murat Hinojosa] de los hechos de ingobernabilidad que se presenten en la región del Istmo, a causa del incumplimiento de los acuerdos suscritos".