El "Salario Rosa" otro fraude del PRI para conseguir votos



En el cierre de la semana de activismo por el Día Internacional de la Mujer, Xóchitl Arzola Vargas, presidenta de Mujeres en Cadena, dijo que de acuerdo a las reglas de operación, sólo 111 mil mujeres del millón 56 mil 959 personas en pobreza extrema que habitan en el Estado de México y de las cuales la mayoría son mujeres, recibirán 2 mil 400 pesos bimestrales, es decir 40 pesos diarios.

Sin embargo, destacó, las mujeres comprenden el 51.6% de la población mexiquense por lo que queda mucho a deber a las mujeres mexiquenses que día a día arriesgan su vida en actividades cotidianas no sólo en el municipio de Ecatepec sino en todo el Estado de México, señaló la activista.

Lo anterior mientras que las condiciones de las mujeres en materia de educación, salud, empleo, violencia e inseguridad entre otras siguen siendo vistas como no prioritarias para el Estado, por lo que Arzola Vargas demandó un compromiso real por parte del gobierno mexiquense para hacer frente y mitigar a este sector de la población que ha sido totalmente desatendido.

Durante el conversatorio, la presidenta de Mujeres en Cadena dio a conocer que en materia de educación, en el Estado de México 2 de cada 100 mujeres de 15 años o más, no sabe leer ni escribir.
En cuanto a salud, aunque oficialmente el 52.4% de mujeres en el estado tienen afiliación a alguna institución de salud, no se conoce cuántas de ellas tienen acceso a este servicio a través de su empleo y tampoco se conoce la cobertura de dicho servicio de salud. Además, en 2017 el Estado de México fue considerado el primer lugar en violencia obstétrica del país, de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares.

En lo relacionado al empleo, Arzola Vargas precisó que al igual que la educación ha sido restrictivo para las mujeres, sólo el 39% de la población son mujeres que pertenecen a la población económicamente activa. De cada 100 mujeres mexiquenses, 67 reciben ninguna remuneración económica por las actividades que desempeñan.

Por lo que compete a la seguridad, en los últimos años el Estado de México ha encabezado la lista de delitos en contra de las mujeres, tan sólo en el sexenio de Eruviel Ávila se contabilizaban 6 abusos sexuales en contra de mujeres al día.

Mientras que la cifra de feminicidios ha sido la que ha caracterizado a este estado como uno de los más crueles, no sólo por las altas cifras de feminicidios sino por la impunidad alrededor de los casos. Del 1 de enero de 2016 al 7 de febrero de 2018 se tiene reporte de 446 feminicidios, y sólo 3 personas esperando sentencia por tales delitos.

Pese a la Declaratoria de Alerta de Violencia de Género decretada hace poco más de 31 meses, las cifras de feminicidios no han sido alentadoras, la exigencia de que se declare dicha alerta en los 125 municipios se queda en el aire solo de pensar que nos siguen matando. Además, Arzola Vargas mencionó que es necesario señalar que las cifras no sólo no han disminuido en los municipios con alerta, sino que han incrementado en aquellos que no fueron considerados para la declaratoria.

La desaparición de mujeres ha sido un tema que también ha ido en aumento: en 2015 y 2016 hubo un aumento del 168% de los casos de desapariciones de mujeres y niñas en el Estado de México, al pasar de 120 casos denunciados a 279; en los últimos 10 años hay más de 2 mil 367 expedientes abiertos por desaparición de niñas y mujeres de entre 15 y 30 años. Lo anterior sin considerar la llamada cifra negra.

En cuanto a violencia política de 125 municipios que conforman el Estado de México, sólo 20 son gobernados por mujeres. De los 75 diputados locales, 27 son mujeres.



(PROCESO)